¡Bienvenidos a la Guía PlayUZU de Tragaperras! Si estás interesado en las slots, has llegado al lugar indicado: aquí te lo vamos a explicar TODO. Incluyendo todas las claves, elementos, símbolos, cómo jugar de forma responsable, o cómo gestionar el presupuesto.

Pero comenzamos, por supuesto, con la historia de las tragaperras. ¡Uno siempre debe saber de dónde han salido las cosas y cómo han llegado a ser lo que son!

¡Acompáñanos y descubre qué son los slots y cuál es su historia!

¿Quién inventó las tragaperras?

Oficialmente, el mérito es para el mecánico Charles Fey, quien inventó las primeras máquinas tragaperras en San Francisco, California, a finales del siglo XIX, entre 1887 y 1895.

Sin embargo, en paralelo, los hermanos Sittman y Pitt, de Brooklin, Nueva York, desarrollaron su propio mecanismo hacia 1891, por lo que existe un debate sobre quién inventó realmente las tragaperras.

Ocurre con muchos inventos o incluso avances científicos: a menudo distintas personas tienen ideas parecidas en momentos cercanos de la historia, casi al mismo tiempo, y a menudo sólo algunos se llevan la fama.

En el caso que nos ocupa, hay que decir que ambos inventos eran bastante distintos uno del otro. ¡Veamos esas diferencias!

La tragaperras de Sittman y Pitt

Este primer modelo de tragaperras consistía en un mecanismo basado en el póker. Contaba con 5 rodillos en los que había 50 símbolos de cartas de póker, y se activaba con una palanca al insertarle un centavo. Los premios mejoraban conforme mejor era la mano resultante.

Sin embargo, esta máquina no daba premios de forma mecanizada, ni pagaba dinero: en cada local en el que había una (ya que el invento se popularizó enseguida y ocupó estancos, cafeterías, e incluso burdeles) el propietario decidía qué premio dar. Una pareja de reyes podía conseguirte una cerveza gratis, mientras que un trío o un póker te podía conseguir unos cigarros o una botella de licor.

Es un sistema curioso, que se considera precursor de las actuales tragamonedas.

La tragaperras de Charles Fey

La slot que construyó Charles Fey es la conocida como Liberty Bell Machine, y su mecanismo era más sencillo que la de Sittman y Pitt. Sólo contaba con 3 rodillos y 5 símbolos, de los que hablaremos enseguida, y algo que la diferenciaba todavía más de la otra: que ésta sí disponía de un mecanismo que devolvía premios en metálico

Esto fue lo que marcó la diferencia, y lo que casi permite decir que fue Charles Fey quien inventó las tragaperras que todos conocemos. Su modelo fue un éxito tan rotundo, que pronto fue incapaz de satisfacer la demanda existente, y otros fabricantes crearon sus propios modelos para participar en la historia de las tragaperras.

¡La era de las slots había comenzado! Y los símbolos que todos asociamos a ellas empezaron a fijarse en el imaginario popular…

¿Cuál es el símbolo más antiguo utilizado en las tragaperras?

Los símbolos de póker serían los primeros en utilizarse, en la tragaperras de Sittman y Pitt. Pero, dado que esta máquina no tendría continuidad, podemos decir que los símbolos más antiguos de las tragaperras son los empleados en la Liberty Bell:

Un as de picas

Un as de diamantes

Un as de corazones

Una herradura

Una campana

La campana, que era el símbolo de mayor valor, representaba la Campana de la Libertad, un símbolo icónico de la independencia estadounidense, que hoy puede verse en Philadelphia.

¿Y las famosas frutitas? ¿Cuándo aparecieron? ¡Pues no mucho después! Los nuevos fabricantes intentaron cambiar algunos de esos símbolos por más patriotismo, con banderas americanas, etc, pero esta idea no cuajó.

Sí cuajó la Operator Bell, que además de premios en metálico, ofrecía premios en forma de chicle de distintos sabores: cereza, limón, naranja, ciruela, sandía… de ahí esos símbolos clásicos en la parte baja de la tabla de pagos, que indicaban el sabor de la goma de mascar que ganabas.

Opertor Bell

La compañía Bell-Fruit Gum fue la que acabó de inmortalizar estos símbolos-sabores, y de paso, una adaptación de su logotipo, que se convertiría en el símbolo BAR, otro de los iconos de la historia de las tragaperras.

Nuevos caminos: historia de la evolución de las tragaperras

Con las tragaperras adueñándose de cafeterías, bares, barberías y cualquier local de ocio (además de casino), y los símbolos clásicos universalizándose, no sin ciertos problemas legales, llegamos al siguiente hito en la historia de las tragaperras: 1963.

La empresa: Bally. El juego: Money Honey. Se trataba de la primera tragaperras electrónica de la historia, con una pantalla en la cual se replicaba la parrilla clásica de 3 rodillos de una tragaperras.

Money Honey

Puede que te parezca una fecha muy temprana para el juego electrónico, o que te sorprenda, ya que lo que son los slots físicos siguen utilizándose, y han convivido durante muchos años con las tragamonedas electrónicas. Pero, en la historia de las tragaperras, hay que considerar que:

  • En Estados Unidos han sido pioneros en la electrónica, y empleado tecnología que tardó algunos años o incluso décadas en llegar o popularizarse en España.
  • Dos sistemas pueden convivir perfectamente durante años.

¿Cuándo llegó el BOOM de las slots electrónicas? Pues está claro: con la llegada de internet. Paf fue una de las primeras empresas que dio el salto al online con sus primera video-slots o slots online. Y en cuanto apareció el Smartphone y se pudieron diseñar slots para casino móvil, ese dominio fue ya total, quedando al fin las tragaperras físicas como un recuerdo para la historia.

¿Por qué las slots online se han impuesto a las tragaperras clásicas?

Hay tres grandes motivos que han permitido a las videoslots dominar esta última etapa en la historia de las tragaperras.

El primero: que te proporcionan la enorme comodidad de jugar desde tu casa, o donde quieras, sin tener que ir a un local físico, sentarte incómodamente mucho rato, o estar obligado a consumir.

El segundo: que, en las videoslots, a menudo puedes partir de niveles de apuesta más bajos. Es raro encontrar una tragamonedas de bar que permita apuestas de 1 o 5 céntimos, como sí hacen muchas de las tragaperras que tenemos en PlayUZU.

El tercero y quizá más importante: que el diseño electrónico abre unas posibilidades que no permite el físico. Hoy disponemos de tragaperras de 4, 5 o más rodillos, y en ocasiones rodillos con tantas filas (10 o 12) que es más bien una pantalla vertical.

Slots Online

Contamos con infinidad de símbolos, minijuegos asociados, animaciones, y funciones extra, como giros gratis especiales, multiplicadores, y muchas otras características únicas que hacen de cada nueva slot una sorpresa.

¿Cuál será la siguiente parada en la historia de las tragaperras? Los expertos coinciden en que la realidad virtual es el futuro al que se encamina el juego online.

A nosotros, aunque esto nos parece claro en lo que son juegos como la ruleta o el blackjack, en los que puedes conseguir una experiencia más inmersiva, nos genera dudas con las slots. ¿Se implantará también? ¿Veremos transformadas las experiencias de las slots online actuales? No pienses en los rodillos y en las frutitas, piensa en juegos de slot como Jumanji o Jurassic Park, en las que manadas de animales salvajes cruzan por la pantalla, o en las emocionantes persecuciones de Terminator.

Juego de Slots Jurassic Park

¿Imaginas una experiencia así, en realidad virtual? ¡Sería un increíble salto adelante en la historia de las tragaperras!

Pero, por ahora, lo que tenemos ya nos ofrece un enorme mundo de diversión. Así que, antes de probarlas, mejor que aprendas cómo funcionan las tragaperras. ¡Pasa al siguiente capítulo de nuestra Guía de Tragaperras!

 

Sara es la experta creadora de contenidos de PlayUZU. Periodista, andaluza, curiosa y transparente... ¡Tal y como le gusta a UZU!

Compartir este artículo