Vencer a las tragaperras es el sueño de todos los jugadores que alguna vez le han dado a un botón de SPIN. Y es evidente que muchos lo logran: tenemos ganadores en los casinos, en nuestro mismo casino online PlayUZU, los encuentras en videos de youtube. Pero ¿cómo ganar en las tragamonedas si no es por azar? A priori, es 100% suerte, la mecánica de las slots no permite otra cosa. Sin embargo, hay jugadores que ganan más a menudo que la media. ¿Cómo lo hacen? ¿Tienen trucos para las tragaperras? ¿Hackean el sistema? ¡No hace falta! Lo que utilizan son estrategias para ganar en las tragaperras adecuadas. Vamos a explicarte algunas de las que nosotros consideramos más adecuadas.

“¡Un momento!”, dirás. “¿Cómo es que un casino me va a dar trucos de tragaperras que podré utilizar con las suyas? ¡Seguro que es una trampa!” Pues no, tranquilo, la explicación es muy sencilla: no hace falta enredar a nadie para ganar dinero, ni a un lado ni al otro de la pantalla que te separa de tu casino online. Porque todos y cada uno de los juegos que existen en todos los casinos del mundo tienen un RTP inferior al 100%. Es decir: estadísticamente, el casino siempre va a ganar algo de dinero en cada juego. Habrá más jugadores que perderán de los que ganarán, aunque los que lo hagan ganen mucho o muchísimo dinero. Enseñarte trucos y estrategias para ganar a las tragaperras, pues, no perjudica realmente nuestro negocio (cuyo margen determinan las matemáticas), mientras que a ti te ayudará a ganar más y mejor de forma individual. Esa es la emoción y el reto para unos, y el bussiness para otros. Te lo ponemos clarinete, con todas las cartas boca arriba, porque por algo somos el casino transparente. ¡Porque con transparencia ganamos todos! Enseñarte trucos y estrategias para ganar a las tragaperras, pues, no perjudica realmente nuestro negocio (cuyo margen determinan las matemáticas), mientras que a ti te ayudará a ganar más y mejor de forma individual. Esa es la emoción y el reto para unos, y el bussiness para otros. Te lo ponemos clarinete, con todas las cartas boca arriba, porque por algo somos el casino transparente. ¡Porque con transparencia ganamos todos!

Ocho Trucos y Estrategias para Ganar a las Tragaperras

  1. La clave está en la apuesta
  2. No hay una estrategia perfecta, sino varias adecuadas
  3. Elige la slot más adecuada
  4. Reduce las líneas de pago cuando puedas
  5. La apuesta plana no es tan útil como en otros juegos de azar
  6. La Martingala Inversa es una estrategia base razonable
  7. ¿Looking for money? Busca la función gamble
  8. Márchate a tiempo

 1: La clave está en la apuesta

Lo habrás adivinado ya: a diferencia del blackjack, en el que tus acciones pueden determinar victoria o derrota, las tragaperras funcionan como la ruleta: son 100% azar.

Y en los juegos de 100% azar no existen “estrategias de juego” posibles, no hay nada que puedas hacer. Lo que existen son estrategias de apuesta: administrar tu presupuesto de forma metódica y sistemática, poniéndolo a trabajar a tu favor para

  • Reducir las pérdidas en las etapas valle.
  • Maximizar las ganancias en los momentos hot.

Así es como consigues ganar a las tragamonedas. Pero ¿cuál es esa estrategia? ¡Pasa al siguiente punto!

2: No hay una estrategia perfecta, sino varias adecuadas

El mundo de las slots es demasiado amplio como para que existan trucos universales en las tragaperras, o una estrategia básica como ocurre con el blackjack.

Tu estrategia de apuesta puede depender de:

  • El tipo de slot que elijas.
  • La volatilidad y el RTP.
  • Las características especiales del juego.
  • Tu presupuesto.
  • Tu forma de jugar (agresiva y volátil, o relajada y de bajo riesgo).
  • Tus objetivos (ganar dinero o pasar el rato).

Lo que nos lleva a que uno no puede meterse a jugar a lo loco en la primera slot que pilla porque mira, porque me gusta el tema. ¡Hay que pensar las cosas!

3: Elige la slot más adecuada

Aunque, dependiendo de tus estrategias para ganar a las tragaperras, te interesarán más unas slots u otras, sí hay algunas generalidades que te conviene tener presentes.

Busca el mayor RTP

Esto es bastante básico, ¿no? Si te gustan las slots de la selva, y tienes una con un RTP de 94%, y otra con un RTP de 96.3%, pues estadísticamente te conviene la segunda.

Busca volatilidad media-alta

Esto quizá no es tan básico, pero tiene una explicación y un sentido que debemos comprender para entender cómo ganar dinero en las tragamonedas. El tema es que con una volatilidad baja ganas premios de baja cuantía de forma frecuente, no pierdes mucho, pero tampoco ganas mucho.

Pero esto en las slots sale especialmente “poco a cuenta”, porque los premios de la paytable son proporcionales a la apuesta, y en apuestas bajas los premios bajos (los más frecuentes) son demasiado bajos, y los altos no demasiado altos.

En resumen: que cuanto más juegues, más verás que tu presupuesto va menguando, de forma lenta pero inexorable, ya que los premios no acaban de alcanzar para recuperarte.

Con volatilidades medias, y sobre todo altas, ganarás en menos ocasiones, pero cuando lo hagas los premios serán lo suficientemente sustanciales como para darle oxígeno a tu presupuesto, o mejorarlo.

4: Reduce las líneas de pago cuando puedas

¿Querías trucos para las tragaperras? Aquí tienes un truquito que quizá no deberíamos explicar, porque realmente afecta a muchas de las slots online actuales. Pero que, siendo transparentes, hay que explicar porque muchos jugadores no caen en ello.

Bien, hoy en día la mayoría de slots tienen múltiples líneas de pago, lo cual está muy bien porque aumenta la probabilidad de conseguir una alineación y su correspondiente premio. Pero claro, esas líneas múltiples no salen gratis, tu apuesta por giro se compone de lo que apuestas a cada una de esas líneas.

Lineas Multiples Slots

¿Cuál es el lado malo de las líneas múltiples? Que, por lo general, la cuantía de los premios se reduce con la multiplicidad. Siempre hablando en general (por favor, asegúrate de este aspecto en la slot que quieras jugar), en una tragaperras con 10 líneas de pago activas, el premio es 10 veces menor que si sólo tuvieras activa 1 línea.

Y aún más: incluso teniendo 10 líneas activas, tampoco ganas premios “cada dos por tres”, y cuando consigues una combinación, suele ser en 1 o 2 de esas líneas, pocas veces en 3 o más.

¿Qué significa esto? Pues que, en realidad, lo que estás apostando en todas esas líneas, en el largo plazo no te sale tan a cuenta como si lo apostaras en una única línea.

En las tragaperras donde las líneas son fijas no hay nada que hacer, pero si tu juego favorito te permite escoger el número de líneas de pago, quedarte solo con una aumenta la volatilidad de tu apuesta, y los potenciales resultados.

5: La apuesta plana no es tan útil como en otros juegos de azar

Muchos jugadores novatos, o los que juegan de forma ocasional, prefieren no complicarse con estrategias para ganar a las tragaperras, y optan por un sistema de apuesta constante, o apuesta plana.

Este sistema tiene dos cosas buenas: que es sencillísimo, y que ayuda a controlar. ¡Dos buenos trucos para tragaperras, sin duda! Básicamente, la idea es:

  • Fijarte unos límites de presupuesto, tiempo máximo de juego y ganancias esperadas.
  • Apostar siempre la misma cantidad (¿1 €? ¿2 €?) hasta que se te agote el presupuesto, se te pase el tiempo, o alcances la cantidad deseada.

¿Qué problema tiene? Pues que, si juegas con cantidades muy bajas tendrás partidas muy largas y aburridas, en las que igualmente puedes perder, y si ganas, no será nada reseñable. Pero, por otro lado, si juegas cantidades muy altas de forma fija, puedes conseguir muy buenos premios y emoción a raudales… pero lo normal es que tu partida acabe en 20, 30 o 40 giros.

En otros juegos, como la ruleta, la apuesta plana o constante puede ser una estrategia conservadora razonable. Pero no parece una de las mejores estrategias para ganar a las tragaperras.

6: La Martingala Inversa es una estrategia base razonable

Como ganar a las tragamonedas con una estrategia de apuesta plana no parece lo más recomendable del mundo… tenemos que buscar una alternativa. Y esa alternativa puede ser la Martingala Inversa.

Como ya sabrás si alguna vez has leído sobre estrategias de apuesta en juegos de azar, la Martingala es un sistema que, si bien no es fraudulento, sin duda es perjudicial para el jugador:

  • Consiste en doblar la apuesta cuando se pierde, de forma que al ganar se recupere lo perdido.
  • Suena bien, pero el problema es que la apuesta escala muy rápido y te puede dejar en bancarrota antes de lograr recuperar.
  • Incluso si tienes suerte y logras vencer y recuperar… sólo recuperas el valor de tu apuesta inicial. Todo ese riesgo para tan poca recompensa.

Si no recomendamos la Martingala para exteriores de ruleta, que tienes casi un 50% de acertarla en cada tirada, ¡mucho menos la recomendaríamos para las slots, en la que puedes estar muchas rondas sin un solo premio!

Sin embargo, la conocida como Martingala Inversa, sí puede resultarte una de las mejores estrategias para ganar a las tragaperras. Consiste en hacer lo contrario: en vez de aumentar la apuesta al perder, la aumentas al ganar.

  • Fijas una apuesta inicial baja, y lo que consideres un premio suficiente para cobrarlo.
  • Haces tus tiradas con la apuesta inicial hasta que ganes un premio.
  • Cuando ganes, apuestas todo el premio en la siguiente tirada.
  • Si pierdes, vuelves a la apuesta inicial.
  • Si ganas y el premio es suficiente, lo cobras y vuelves a tu apuesta inicial.
  • Si ganas y el premio es insuficiente, vuelves a apostarlo todo hasta que lo pierdas o ganes la cantidad suficiente.

Recuerda que no siempre vas a poder apostar exactamente la cantidad ganada, pero no es problema: apuesta la cantidad más parecida posible según las opciones del juego.

Con este sistema puedes acabar perdiendo todo tu saldo de igual forma, pero es una estrategia que nos enseña cómo ganar a las tragamonedas si apuestas de forma sistemática: tienes mayores probabilidades estadísticas de acabar con unas ganancias sustanciales que con apuestas planas, o apostando a lo loco.

Eso sí, si eres un high-roller con apuestas iniciales altas, este sistema no te será práctico, ya que los premios (y las apuestas subsiguientes) escalarán muy rápido y te toparás con los límites de la slot.

7: ¿Looking for money? Busca la función gamble

Este es uno de esos trucos de las tragaperras que no pueden aplicarse siempre. Sólo puedes utilizarlo en aquellas slots que dispongan de función gamble.

Funcion Gamble Slots

¿Ves ese botoncito en la imagen? Bueno, se trata de una opción que te permite apostarte el premio que hayas ganado en un juego que, normalmente, es de doble o nada.

La opción gamble hace que a muchos jugadores les tiemblen las piernas: cuesta conseguir un premio, y jugárselo a doble o nada impresiona. Habitualmente el juego consiste en adivinar el color de la siguiente carta que saldrá (rojo o negro). Y, claro, jugarse 1 o 2 euros de premio, pues bueno. ¡Pero jugarse 100 € de premio ya es otra historia! La recompensa es alta, ¡el doble! Pero anda que si los pierdes…

Bueno, pues la estadística nos indica que al jugador le interesa utilizar siempre la opción gamble. Puedes acabar sin saldo igual, pero tus probabilidades de conseguir un premio sustancial suben mucho respecto a las anteriores estrategias para ganar a las tragaperras.

La cosa iría así:

  • Eliges una cantidad pequeña, acorde con tu presupuesto y el tiempo que esperes jugar. Por ejemplo, si tienes 100 € y quieres jugar una hora, que vendrían a ser unas 1000 rondas, pues haz una apuesta base de 0,10 €.
  • Juegas siempre con esa apuesta base, y cada vez que ganes, le das a gamble.
  • Si pierdes, mala suerte.
  • Si doblas y la cantidad es respetable, cobras y anotas ese dinero aparte. Y sigues jugando normal.
  • Si doblas y la cantidad es insuficiente, y el juego te permite volver a doblar varias veces, doblas hasta que pierdas o el premio valga la pena cobrarlo.

8: Márchate a tiempo

El secreto para saber cómo ganar a las tragamonedas está en saber marcharse.

Las estrategias y puntos anteriores te ayudarán, claro está. Todos esos trucos para las tragaperras mejoran tus probabilidades, la volatilidad, y el valor de los premios. Pero lo que diferencia a los ganadores de los perdedores no es tanto la estrategia que siguen, como el momento en que se levantan de la mesa, o apagan el móvil.

El error que cometen demasiados jugadores es querer picar demasiado alto. Quieren volar hasta el cielo para tocar el sol, como Ícaro. Y las alas de cera de estos jugadores son la estadística: el margen del casino juega en tu contra. Cuanto más tiempo juegues, más se parecerá tu juego a la realidad estadística. ¡Al final, tienes que perder!

Por tanto, aprende a reconocer los golpes de suerte y márchate cuando toque.

  • Cuando, empleando las estrategias para ganar a las tragaperras explicadas arriba, consigues ganar un dinero sustancial, retíralo y disfrútalo.
  • Cuando pases una de esas rachas en las que ganas bastantes rondas seguidas, y te has puesto por encima de tu presupuesto inicial, ¡déjalo ya! O, al menos, cámbiate de slot.

    En las tragaperras tienes entre un 3% y un 8% de probabilidades de ganar algo: si pasas una buena racha y la máquina ya está “caliente”, va a ser difícil que eso se vuelva a repetir en un largo rato.

Nunca alargues demasiado la racha en espera de una millonada: no funcionará. Retirarse a tiempo, con dinero en metálico en el bolsillo, es ganar. Soñar con volver a doblar ese premio una vez más… suele significar perder.

Y aquí hemos venido buscando cómo ganar a las tragamonedas, ¿verdad?

Sara es la experta creadora de contenidos de PlayUZU. Periodista, andaluza, curiosa y transparente... ¡Tal y como le gusta a UZU!

Compartir este artículo